VÄN


Ya no hablamos

Ahora chateamos.

Llego a casa del trabajo al anochecer justo para comer un sándwich o una sopa instantánea, apurando el cansancio de 10 horas en la oficina, encerrado en un cubículo de dos bocanadas. En casa se respira el silencio de años en soledad. Enciendo la cafetera, el televisor  y la computadora. Todo en ese estricto orden. En realidad no veo la televisión pero me gusta que exista ruido alrededor, para confortarme o tal vez sea para no extrañar el modus vivendi del trabajo, en realidad no lo se, simplemente lo mantengo encendido hasta la hora de irme al trabajo al siguiente día, el día que descanso esta todo el tiempo encendida. checo por medio mi celular el balance de mi tarjeta, como todos los días. Para asegurarme que mi dinero siga alli, platico con todos y de todo, cada uno es diferente y con costumbres y gustos dispares, platicamos de nuestros trabajos, compañeros, fotos, o memes, a veces hasta intimidamos con nuestros problemas personales. Podemos pasar horas entre platicas, hasta muy entrada la noche, otras hasta el amanecer, entre café, cerveza, no es por presumir pero tengo 13,437 en Twitter, 5,208 Facebook, 19,026 instagram, 2,321 MySpace, 863 hi5, 3,753 linkedin, 21,741 YouTube, 1055 bebo. Todos interconectádos entre mi celular, la computadora y la tableta, un cigarro y una cerveza antes de descansar. después del ritualizado chateo mi hogar se consume por un vacío eterno de soledad.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

CARRY ME ( set me free )

Nobody want to know the stuff I leave behind, my world full of pieces of nothing. The death walking. Sleeping is a low beating a cigarette hanging into a dancing shadows busting the time, killing my soul. My Home is a point in the universe in this dark, big, decayed universe. I pray for something I can’t remember. I love the magnitude of emptiness, dropping my life, dropping my tears, dropping my legacy, dropping my thoughts, this is not a song, not a tale, or lifetime, not even a history. Is the perpetual waiting of devastation the feeling of take away everything. Waiting in the dark, the death is walking next to me.

waiting

Publicado en Entretenimiento, Literatura | Etiquetado , , , , , , , , , , | Deja un comentario

VOCES

Voces caen gelidamente sobre el viejo teclado desbordando las noches largas, el sonido de la soledad inunda lentamente la oscuridad de este tiempo azur. INUNDACIONES vertientes, acantilados de sílabas herrumbrosas prostituyendo mis manos a deshoras. Noche de vocablos soeces oxidando mis fantasías, recuerdos mutando. Lagos de olvido,

   

WAVING HOURS con espejos mutilados, huellas en las arenas tibias de las horas noctivagas. Argos desangrándose entre flores transparentes de luna. Vientos de mares negros, muertos, violentos tecleos fragmentando mis cigarrillos, sombras del alma consumiéndose en pedazos de amor. Monstruos humanizados entre whisky y destinos. Voces caen, teclas despiertan, palabras hieren, hacen trampa, mueren en el silencioso camino de la interminable O al cibernético 2. 

Publicado en Entretenimiento, Literatura | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

TRAVESIA

20140610-050803-18483047.jpg

Imagen | Publicado el por | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

DIOS NO TUVO LA CULPA

20140216-172423.jpg

Dios no tuvo la culpa que mis lágrimas brotaran en un amanecer de febrero triste y frío, tatuado con vítreas heridas de maltrecha fe. Dios no tuvo la culpa que la noche cayera apresuradamente entre mis manos. Fría y triste, con sonidos melancólicos evocando mis viejos lamentos. Dios no tuvo la culpa de mis lágrimas pobres, amargas, quebradas en la taciturna languidez de mis resonantes palabras, contagiadas por bosques sombríos sin duendes ni lunas. Dios no tuvo la culpa de mis noches tristes y frías llenas del agridulce sabor de la soledad. De mi navegar por los ríos grises del eterno leteo. Dios no tuvo la culpa que me despedazara por las noches inventando historias y amores locos. Rompiendo los restos de mi familia. Escuchando la voz de mis demonios en sonatas álgidas. Rompiendo en llanto, quebrándome. Dios no tuvo la culpa de mis insomnios ni de mis guerras eternas con la muerte. Dios no tuvo la culpa de todas mis culpas.

Publicado en Entretenimiento, Literatura | Etiquetado , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Besos desérticos

20140124-041133.jpg

Duermo en el espacio dejado por tu sombra, ese que se vuelve gélido al anochecer, con un café hecho dolor, agónica bebida que mi alma bebe ansiosamente. Las horas ramifican sus minutos alrededor de mi cuarteada sombra. Mi voz se desvanece entre jirones de recuerdos, risas y sueños. Y, la muerte con su mirada triste y solitaria observa mi degradación. Aquí el humo de tabaco asfixia hasta el fender de mi historia. Deambulo sin parar en esta habitación hecha de fantasías y añoranzas más mis pasos suenan a pesadumbre, dolor, hoy no quiero morir. Se escucha de algún lugar, pero todo esta dispuesto para lo contrario. Siento el cálido vaho de la muerte en mis labios. Óbolos desperdiciados en pequeños besos desérticos. Mis manos estancadas en las aguas del silencio. Y bebo otro trago solo para sentir que todavía tengo alma, sucia, vieja, amortajada pero alma al fin.

Publicado en Entretenimiento, Literatura | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

VIÑETAS DE UNA PERENNE NOCHE CON TU CUERPO PRÓXIMO A 13 MILLAS DE AQUI

20140121-055738.jpg

nota:
De esas veces que el insomnio es una placidez, cada que cierras los ojos se suceden una vorágine de palabras que llevan su rostro, su piel, su sabor. Donde no puedes conciliar el sueño porque puedes sentir ese ser que carcome tu alma, lo sientes con una intensidad como sí fuera la misma realidad, cada palabra que a continuación sigue fue vivida con esa intensidad que puede provocar vida a tu piel.
Aunque sólo sea una noche de insomnio.

Mis noches te sueñan.

Navegando en el estuario de tus piernas.

ES LA HORA DEL AMOR
Es la hora del amor. La noche ha dejado su delgado vestido entre la ciudad iluminada de neon y fuego. Beso tus piernas, planeando hasta el orificio perenne del principio del amor. Y me encaramo en su interior, entre sus húmedas paredes de aguas aromáticas, dulces. Bebo de los mares que anidan en tu interior, agridulces. Deambulo entre tu cintura perdido entre el negro lago de tu pequeño ombligo, y descanso en el vientre de todas tus perversiones y mis sueños. Planicie escaldada por mis viejas manos de hambriento. Escalo con mi fría lengua los montes gemelos a la luz de la luna, bebo tus erupciones con malsano placer, tal cual hijo de la lujuria, mas tus aromas calman mis demencias. Los recorro una y otra vez, queriendo conquistarlos con esta famélica lengua mentirosa. Y caigo en la embocadura de tus labios, para ser arrastrado por esa corriente malsana de tus sabores, me hundo, precipicio de besos color mar. Anfibios placeres descubro entre las sombras de ese par de delgados belfos tatuados de rojo hambriento. Descubro esos ojos color alborada hablando, gimiendo. Perdidos en las auroras a la orilla del mundo, de este mundo que recorro con famélica desesperación, tal cual argonauta, recorriendo el mismo camino andado. Respiro el relente de tu piel aun humedecida por mi rastro. Es la hora del amor.

ACRONISMO
Bebo de las aguas del leteo y mi voz calla, muere
Ronroneo tu sombra con la lentitud de un tiempo aprisionado en mis labios.
Encallo entre los estertores de tu febril cuerpo.
Nebulosos labios acariciando tus claroscuros.
Dibujo tu nombre en el vaho de mi respirar.
Amortajo al amor en tu piel.

Amo el silencio perenne de tu cuerpo en el mar de caricias de este solitario.

La tumba de dios tan frágil como mi voz.

Beso tus labios:
Sabor noche eterna.
Sabor maelstrom.
Sabor placidez.
Sabor amor.
Sabor infinito.
Sabor absoluto.
Sabor omnímodo.

Entre la vorágine de las voces de la noche acaricio tu nombre.
Entre las voces de la noche acaricio tu nombre. Y me sabe a todo.

Y muero de hambre, de sed, de tu cuerpo.

Resquebrajo a la luna con filosos versos envenenados de amor, soledad, ternura, rabia, envenenados de ti.

Y me fumo a la noche tan solo para poder retenerte en mis sueños.

Viñetas de una perenne noche con tu cuerpo próximo a 13 millas de aquí.

Dormiré cansado de besarte en mis sueños.

Dormir en el hueco de tu voz.

Yo nací muy pronto. Tu naciste demasiado tarde. En ese mar de tiempo se perdió el amor.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario